Resumen del pleno de enero de 2017

El primer pleno ordinario del año 2017 del Ayuntamiento de Algete ha comenzado con la toma de posesión de la nueva concejala del Partido Popular Yolanda Bóveda Rot, que sustituirá a Francisco Rojo. Tras la aprobación del acta del pleno de la sesión plenaria de diciembre, se ha aprobado la modificación puntual del Plan General para la Reclasificación de los terrenos de las lagunas del Soto de Mozanaque.
La sesión ha continuado con la aprobación de la Cuenta General del Ayuntamiento del año 2015, un acto esencial para la fiscalización de ésta por los órganos de control externo. Seguidamente se ha pasado al debate de distintas mociones presentadas por los grupos de la oposición. Las primeras cuatro han sido presentadas conjuntamente por PSOE e IU: una relativa a la reforma integral del cementerio municipal de Algete, otra relativa a la incorporación de cláusulas sociales en la contratación del ayuntamiento de Algete y entes municipales, una tercera para la inclusión en las bases de becas de libros y becas de comedor que se aprueben para el año 2017 de las modificaciones aprobadas en diferentes plenos del 2015, y una cuarta para la creación de un plan juvenil de ocio nocturno saludable y alternativo en Algete, moción esta última que ha sido rechazada con el voto en contra de Partido Popular y Ciudadanos.
A continuación Vecinos por Algete ha presentado una moción relativa a la transparencia en las asignaciones que reciben los grupos municipales. Esta moción había sido rechazada inicialmente en el pleno de mayo de 2016, por lo que se ha modificado para conseguir el consenso de todos los grupos. La última moción ha sido presentada por Ciudadanos y es relativa a la actualización y publicación del inventario de bienes del ayuntamiento.
En la última parte del pleno, se ha dado cuenta de la prórroga del presupuesto del ejercicio 2015 y se han aprobado dos mociones urgentes: una relativa a la adhesión al Manifiesto de la Federación de Municipios de Madrid en relación al cuadragésimo aniversario del asesinato de los abogados de Atocha y una Declaración en Memoria de las Víctimas del Holocausto.

Tras la dación de cuentas de decretos y de convenios, ha finalizado el pleno con los ruegos y preguntas tanto de los grupos municipales como del público presente.

Vecinos por Algete pide más transparencia en las asignaciones de los Grupos Municipales

El Grupo Municipal Vecinos por Algete presentará en el pleno del Ayuntamiento de Algete una moción para mejorar la transparencia en la justificación de las asignaciones que los Grupos Municipales perciben. La propuesta la defenderá en el pleno ordinario correspondiente al mes de enero de 2017, que se celebrará el próximo jueves 26 de enero a las 19:00 en el salón de plenos de la Escuela Municipal de Música y Danza “Andrés Segovia”.
En la moción que presentará Vecinos por Algete se incluyen las siguientes peticiones: publicación en la web del Ayuntamiento de la relación de gastos de los grupos municipales, con sus fechas e importes; presentación de estos gastos de una forma aglutinada por conceptos; publicación del informe de intervención definitivo de cada legislatura en relación a los gastos de los grupos municipales. Vecinos por Algete propone además considerar esta propuesta con carácter retroactivo al menos para la legislatura pasada, es decir, de 2011 en adelante, para que quede constancia de la justificación de gasto de los grupos municipales en la legislatura anterior, que está pendiente de fiscalización.
En el pleno celebrado el pasado 30 de junio de 2015 se aprobó el régimen de asistencias y dedicaciones de los concejales así como las asignaciones a los grupos políticos. Esas asignaciones a los grupos municipales consistían en un componente fijo de 150 euros por grupo y un componente variable de 150 euros por concejal. Según esto, cada grupo municipal con representación en la corporación municipal de Algete recibiría una asignación económica mensual que ascendería a:

  • Grupo Municipal Partido Popular (9 concejales): 1.500 euros 
  • Grupo Municipal PSOE (4 concejales): 750 euros 
  • Grupo Municipal Vecinos por Algete  (4 concejales): 750 euros 
  • Grupo Municipal Ciudadanos (2 concejales): 450 euros 
  • Grupo Municipal IU  (2 concejales): 450 euros
En la sesión plenaria del 26 de mayo de 2016, el grupo municipal de Vecinos por Algete presentó una moción similar que no salió adelante por el voto en contra del PP y la abstención de PSOE e IU. En ella se solicitaba que la justificación que han de realizar los grupos municipales se publicase en la web del ayuntamiento, con el fin de que cualquier vecino que quiera acceder a dicha información lo pueda hacer de una forma sencilla.
Hay que recordar que en 2013 el pleno del Ayuntamiento de Algete aprobó por unanimidad otra moción en la que se establecía la fiscalización de las asignaciones a los grupos municipales, a partir del mes de junio, una vez por trimestre justificando cada grupo el dinero recibido en ese tiempo. Así mismo se proponía que al final de cada mandato, cada Grupo Municipal realizase la justificación final de gastos del Grupo, en base al dinero recibido. 
Anualmente, cada grupo municipal debe justificar en qué se ha gastado dichas asignaciones y el interventor debe realizar un informe en el que audita dichos gastos y emite un informe favorable o desfavorable de dichas cuentas. Actualmente, en la web del ayuntamiento esta información de los anteriores ejercicios no está publicada.
Sergio Velasco, Concejal y Portavoz del Grupo Municipal de Vecinos por Algete ha afirmado que “todos los vecinos de Algete deben tener acceso a esa información de una forma clara y de rápido acceso, pues las asignaciones a los grupos municipales parten de los presupuestos del Ayuntamiento y si no están debidamente justificados los gastos, tienen que ser devueltos”.

Resumen de la salida al barrio de Valderrey

En nuestra salida mensual a los barrios de Algete del sábado 14 de enero hemos estado charlando con varios vecinos de Valderrey durante más de dos horas. Os hacemos en este post un breve resumen de los temas que hemos tratado:

Los vecinos de Valderrey consideran que pagan un elevado IBI para los escasos servicios que reciben. Esta sensación es común en muchos barrios de Algete, pero en el caso de esta urbanización se agrava por los múltiples problemas que tienen en la red de alcantarillado. Los vecinos consideran que la primera fase del Plan PRISMA no está completa porque gran parte del alcantarillado continua pasando por sus parcelas. Las tuberías son de fibrocemento y están muy viejas, produciéndose múltiples averías por atascos. A pesar de las denuncias, ninguna de las partes implicadas se quiere hacer cargo (ni la Comunidad de Vecinos, ni el Ayuntamiento de Algete, ni el Canal de Isabel II).

En el encuentro se ha comentado que hay alternativas para “encamisar” las tuberías actuales antes de que surjan nuevas averías (el precio estimado sería de unos 300 euros por metro y aproximadamente 2.000 metros de instalaciones a corregir). Lo que está claro es que es  preciso un plan de actuación, pues aunque se ha hecho una canalización en la primera fase, muchos propietarios no se han podido beneficiar de ella y continúan con los mismos problemas. Quizá la segunda fase del plan (dentro del Plan Regional de Inversiones de la Comunidad de Madrid) solucione estos problemas.

Otro de los inconvenientes que han denunciado los vecinos es la inseguridad que se vive en esta zona, donde la mayoría de las viviendas son chalets unifamiliares. Hay múltiples robos y los vecinos creen que la presencia de la Policía Local es escasa, con rutas previsibles y falta de respuesta en algunos casos.

Un problema que ya conocíamos relacionado con el callejero municipal y que nos han recordado es la confusión que se produce y los problemas que genera que en Valderrey haya una calle de Castilla, que en Santo Domingo haya una Calle de Castilla La Nueva, y que en el casco urbano de Algete haya una Calle del Castillo.

Los vecinos afirman también que el ruido de los aviones ha aumentado en los últimos meses. Creen que las aeronaves apuran los pasillos aéreos y no respetan las distancias a las zonas habitadas. Afirman que es preciso denunciar a AENA y ejercer presión para que se tomen las medidas adecuadas.

Otra de las consultas que nos han realizado es si hay planes para una circunvalación de Algete, a pesar de lo complicado que sería por haber varias zonas ZEPA a nuestro alrededor. Por su situación dentro del municipio, les gustaría saber por dónde discurriría y cuándo sería una realidad, pues es un asunto del que se lleva hablando desde hace décadas y no tiene visos de materializarse.

Con respecto al colegio Valderrey, han surgido dos cuestiones: en primer lugar el interrogante de por qué se han talado varios árboles que estaban sanos y cuyos tocones van a provocar alguna caída al encontrarse junto a la puerta de acceso. La segunda cuestión ha sido sobre la necesidad de habilitar un mejor acceso al recinto escolar por el lateral, pues en época de lluvias el acceso por este punto de los alumnos no es el más adecuado.

Un último tema relacionado estrictamente con la urbanización que se ha tratado es el de la necesidad de formalizar un nuevo convenio de colaboración entre el Ayuntamiento y la comunidad de propietarios, sobre todo en lo referente a los terrenos cedidos (la pista de tenis se cedió y está abandonada), el mantenimiento de calles, el alumbrado, los parques infantiles, la limpieza y los jardines, etc…

Además de asuntos relacionados con este barrio de Algete, en la amena charla que hemos tenido con los vecinos han salido temas y preguntas relacionadas con el municipio, como por ejemplo:

  • Ante la desorbitada deuda del consistorio, ¿es viable una reducción del IBI?
  • La plantilla municipal ¿es suficiente, es necesaria más o sobra personal? ¿Hay un seguimiento del personal de Geseral? ¿Es adecuada la gestión de Geseral?
  • Necesidad de revitalizar comercialmente el casco urbano.
  • Necesidad o no del tren de Cercanías y su localización.
  • Necesidad de un plan de recuperación de zonas verdes como el Cerro de la Concepción al estilo de lo que se hizo hace años en la Dehesa de Cobeña si es que hay propiedades municipales.
  • Necesidad de adecuar la red de caminos que unen con poblaciones vecinas y con núcleos de Algete como Prado Norte, Santo Domingo y polígonos industriales.
  • Plazos, características y previsión de comercios del nuevo centro comercial en APR-2 (entrada del municipio).
  • Infrautilización del recinto ferial
  • Infrautilización del polideportivo municipal y ubicación de una hipotética piscina cubierta.
  • Dudas con respecto a la wifi municipal y el gasto que genera.
Queremos finalizar este breve resumen agradeciendo a todos los vecinos que se han acercado su predisposición a charlar con nosotros sobre los problemas y necesidades de su barrio en esta fría mañana de enero. ¡Muchas gracias vecinos!

El uno por el otro, la casa… demolida

La primera vez que oí hablar de la “Casa Guzmán” fue en la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid, concretamente en Arte Contemporáneo, una de las asignaturas del primer curso de la Licenciatura de Publicidad y RR.PP. Sí, aunque algunos no lo sepan, la arquitectura es una de las “bellas artes”, junto con la danza, la escultura, la música, la pintura, la literatura y el cine.

La emblemática “Casa Guzmán” fue diseñada por el arquitecto Alejandro de la Sota (1913-1996), uno de los grandes maestros de la arquitectura española del siglo XX, autor del edificio del Gobierno Civil de Tarragona, del edificio para la Central Lechera CLESA en Madrid, y del gimnasio del colegio Maravillas de la capital, entre otros. La “Casa Guzmán” fue construida en 1972 en el Callejón del Jarama número 6, de la urbanización Santo Domingo, ubicada en el término municipal de Algete (Madrid). Fue un encargo de Enrique de Guzmán y Ozámiz, quien fuera Presidente de Construcciones Aeronáuticas, S.A. (CASA) y de Iberia, así como la Subsecretario de Aviación Civil durante los Gobiernos de Adolfo Suárez.

La “Casa Guzmán” se construyó en una parcela en pendiente, con vistas al valle del río Jarama. Su tamaño no era muy grande y en su segunda planta se ubicó una pequeña biblioteca con la famosa ventana en esquinazo. Según la memoria del proyecto, lo importante era permitir que la vivienda se abriera al valle y que, a la inversa, el jardín entrara en el cuarto de estar. La casa fue una obra de referencia de la arquitectura contemporánea española. Y digo “fue” en pasado, no porque haya dejado de serlo, sino porque la casa ya no existe. Sus herederos decidieron prescindir de la vivienda tal y como fue concebida y levantar otra en su lugar. Por ello solicitaron al Ayuntamiento de Algete licencia para demolerla, y como si un proyecto de demolición cumple la ley no se le puede denegar esa licencia, el consistorio la concedió. Y “chimpum”, se acabó la “Casa Guzmán”.

Desde el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Algete (Partido Popular) se asegura que el edificio no tenía ningún tipo de protección, y los técnicos municipales se defienden indicando que es la Comunidad de Madrid la que tendría que haber otorgado a la construcción la protección pertinente para poder evitar que fuera eliminada (yo, si hubiera sido el arquitecto que lo firmó, hubiera alegado objeción de conciencia para no rubricar el expediente). Desde el Gobierno regional, por su parte,  defienden que su objetivo es garantizar toda la arquitectura de la región y que son los ayuntamientos, los patronatos y las fundaciones los que tienen que alertar de dónde se encuentran este tipo de construcciones artísticas. En definitiva, que los unos por los otros y la casa… demolida.

Desde las redes sociales y desde los colectivos de arquitectos, artísticos y culturales se ha criticado la inacción de la Administración y exigen la puesta en marcha de mecanismos para la protección de la arquitectura más reciente. Tenemos entre todos que sensibilizar de los valores de la construcción contemporánea, aunque estamos todavía muy lejos de que la sensibilidad arquitectónica empape toda la sociedad. Es triste que una película o un cuadro se consideren arte desde el primer momento de su creación, y sin embargo la arquitectura contemporánea no se entienda como arte ni siquiera por parte de la Administración, tanto local, como regional. Somos muy pocos todavía los que defendemos una abandonada estación de ferrocarril, una antigua chimenea industrial o un viejo edificio frente a la piqueta como si se tratase de una catedral, de un castillo o de un palacio. Es un patrimonio cultural y artístico que hay que proteger para mostrarlo a generaciones futuras.

La “Casa Guzmán” no sobrevivió, pero las históricas cocheras del Metro de Madrid de Cuatro Caminos, el frontón Beti-Jai, el Edificio España o el Taller de Precisión de Artillería pueden por desgracia seguir el mismo camino que la casa de Algete si no hacemos nada para evitarlo.

* Si quieres conocer más detalles de lo que fue la “Casa Guzmán”tu, visita la página web de la Fundación Alejandro de la Sota.

Una piscina cubierta para Algete

El Programa de Inversión Regional de la Comunidad de Madrid para el periodo 2016-2019 destinará 700 millones de euros para la realización de obras y servicios en 178 de los 179 municipios de la región. Este nuevo Programa toma el relevo del Prisma 2008-2011, que fue prorrogado hasta 2015.

El nuevo Programa ha contado con la participación y el consenso de la Federación de Municipios de Madrid y responde a las nuevas demandas derivadas de la necesidad de mantener las dotaciones existentes y asegurar una prestación viable y de calidad en los servicios básicos y obligatorios.

El programa se centra en el desarrollo de obras de infraestructuras, equipamientos y zonas verdes y suministros que tengan la consideración de inversión –entre ellos los relacionados con la modernización administrativa-, así como sufragar gastos corrientes municipales. Está cofinanciado por la Comunidad de Madrid –que aporta 700 millones de euros para sus cuatro años de vigencia- y los ayuntamientos destinatarios de las actuaciones, que deberán aportar un porcentaje de su asignación económica en función de su población.

Para calcular la asignación de la Comunidad de Madrid a cada municipio, el Programa ha tenido en cuenta criterios como su renta per cápita, el paro registrado, la población, su grado de protección ambiental, el patrimonio histórico artístico, los ingresos y su porcentaje de población inmigrante. Una de las grandes novedades del Programa de Inversión Regional 2016-2019 es la posibilidad de que los Ayuntamientos puedan asumir íntegramente la gestión de las obras y servicios que realicen con cargo al mismo.

El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid aprobó el pasado 13 de diciembre de 2016 el Plan de Actuación del Programa de Inversión Regional de la Comunidad de Madrid para el periodo 2016-2019, y en el caso del Ayuntamiento de Algete ha quedado fijado en los siguientes términos:

•    Asignación autonómica: 4.047.218,42 €
•    Porcentaje de aportación autonómica: 90,9091%
•    Asignación municipal: 303.541,34€
•    Porcentaje de aportación municipal: 9,0909%
•    Tipo de gestión: AUTONÓMICA
•    Porcentaje destinado a gasto corriente: 25%

En la reunión que se ha celebrado con todos los grupos municipales para decidir posibles inversiones a realizar, una de las principales opciones que cuenta con el apoyo mayoritario de los grupos es la construcción de una piscina cubierta de dos vasos, uno polivalente y otra de enseñanza. La actual piscina climatizada tiene un enorme gasto energético y se está llegando al final de la vida útil de la carpa presostática.

Es necesario que un pueblo de 20.000 habitantes tenga una adecuada instalación deportiva para la práctica de la natación durante todo el año (son más de 1000 usuarios actualmente). Al comienzo de la presente legislatura ya hubo una propuesta de parte para la construcción de una piscina con centro día promovida por una empresa privada. Este proyecto fue rechazado por los grupos de la oposición por la inviabilidad económica de la propuesta.

La inversión económica que requeriría ahora la hipotética construcción de una piscina climatizada de dimensiones menores a la que tenemos en la actualidad oscilaría en torno al millón y medio de euros, y existen discrepancias en cuanto a su ubicación, diferencias que intentarían solucionarse con informes de los técnicos municipales para ver cuál es la localización más idónea de la nueva instalación deportiva. 

Mientras la mayoría de los grupos plantean su instalación en el solar anexo al edificio del Joan Manuel Serrat, desde Vecinos por Algete defendemos la construcción de la nueva piscina en el polideportivo municipal Duque de Algete, junto a la actual piscina. Vamos a intentar exponer nuestras razones en este artículo.

En lo relativo al coste económico, creemos que tanto en un sitio como en otro, la inversión sería muy similar. El edificio constaría en ambos casos de características parecidas:

  • Control de acceso, recepción y administración.
  • Vaso polivalente (de 25 x 12,5 m de lámina de agua).
  • Vaso de enseñanza (6 x 12,5 m de lámina de agua).
  • Vestuarios con duchas y aseos de los vasos interiores (masculinos, femeninos y personal piscina) con acceso al exterior para hacerlos compatibles con el vaso exterior para verano.
  • Duchas en  vasos.
  • Armarios/almacén para equipamiento de vasos.
  • Aseos.
  • Botiquín.
  • Zona Técnica (Depuradora, caldera, bombas, torres refrigeradoras…)
  • Mobiliario.
  • Sala material auxiliar y limpieza.

La diferencia más notable sería que si se ubica junto al Joan Manuel Serrat habría que construir un pasillo que uniese ambos edificios, y si se ubica en el Polideportivo habría que dejar un acceso a la actual piscina para tener acceso a ella en verano.

En cuanto al personal, creemos que tanto en un sitio como en otro, se va a necesitar a una persona que controle el acceso, pues aunque en el Juan Manuel Serrat ya hay una persona en la recepción del edificio, no sería adecuado ni conveniente controlar el acceso a la piscina y a la vez el resto de instalaciones.

Visto que apenas hay diferencias de recursos tanto económicos como humanos, ¿qué es lo que a Vecinos por Algete hace que apueste por la ubicación de la citada instalación en el polideportivo? Dejando a un lado justificaciones como “llevarlo en el programa electoral”, lo que nos tiene que llevar a determinar la ubicación es el sentido común. Y aquí van algunas razones:

  • En el polideportivo hay una zona en obras abandonada de un proyecto fracasado que corre el peligro de perpetuarse en ese estado. Sería conveniente utilizar parte de ese espacio y pavimentar el resto que no se utilice, o construir nuevas pistas en él.
  • Eliminar la actividad acuática del polideportivo supone dejar un espacio destinado a la práctica deportiva con unas actividades cada vez más limitadas: futbol, gimnasia rítmica, futbol sala y deportes de raqueta.
  • En el Joan Manuel Serrat no hay cafetería en la que amenizar la espera por parte de los padres de usuarios infantiles, pues la sala inicialmente proyectada para este fin en el edificio se ha desmantelado y se utiliza como sala de spinning.
  • Una cosa es que el edificio del Joan Manuel Serrat se utilice de forma polivalente, tanto para actividades culturales como deportivas si hay espacios infrautilizados, y otra cosa es reducir su uso al exclusivamente deportivo. Recordemos que el uso del suelo es cultural, no deportivo (las salas tenían una finalidad educativa y cultural, y por ejemplo no estaban proyectadas inicialmente para soportar el peso de los aparatos deportivos o pesas, aunque en principio no debería haber ningún problema)
  • Y por último, y seguramente la razón más contundente, es que su construcción en el Joan Manuel Serrat condenaría a la perpetuidad a los deficientes vestuarios de la actual piscina, que seguirían utilizándose durante el periodo estival. Por el contrario, su instalación en el polideportivo permitiría utilizar unos vestuarios adecuados tanto en la piscina climatizada como en la de verano.

Salida a barrios de Algete: Valderrey

Uno de los valores de Vecinos por Algete ha sido siempre la cercanía y su empeño en traer a la política local nuevas maneras de hacer y estar. Es por ello que el partido local realiza salidas a los barrios para conocer de primera mano los problemas y necesidades de las distintas zonas de Algete. Estas salidas llevaban tiempo proyectadas, pero se habían ido posponiendo para no coincidir con los meses previos a las elecciones y con las propias campañas electorales, pero la situación de inmovilismo que atravesamos a nivel nacional y la previsible vuelta a las urnas aconsejaba no retrasar más esta actividad.

La segunda visita será el sábado 14 de enero de 2017 al barrio de Valderrey, con una propuesta de reunión abierta a la ciudadanía del barrio en la calle Baleares (junto al Parque de Eva Blanco), en el horario comprendido entre las 11:00 y las 13:00 horas de la mañana. A la cita acudirán alguno de los concejales de Vecinos por Algete, acompañando a los representantes, afiliados y simpatizantes del partido político local. El objetivo es facilitar y agilizar la comunicación directa entre ciudadanía y representantes municipales, para que en esta legislatura se puedan atender y responder a muchas de las preocupaciones o demandas vecinales desde la oposición.

Para Sergio Velasco, Secretario General de Vecinos por Algete y portavoz del Grupo Municipal, “acercarse a los barrios fuera del período electoral es una demanda que plantean los vecinos desde hace tiempo. Los políticos nos tenemos que interesar por los problemas y necesidades de los vecinos durante toda la legislatura, no sólo en los meses previos a las elecciones. Conocer esos problemas y necesidades de primera mano nos va a permitir poder plantearlos directamente al equipo de gobierno a través de distintas vías desde la oposición.”

Y los jóvenes de Algete tuvieron su carpa en Nochevieja

La pasada Nochevieja pasará a la historia de Algete como la primera que los jóvenes algeteños han podido celebrar el nuevo año en una carpa temporal, tal y como habían venido demandando en los últimos años, sin que hasta ahora hubieran tenido resultado positivo alguno. La reivindicación juvenil no es nueva, sino que se viene demandando ya desde las Comisiones de Juventud que se celebraron en los últimos meses de 2012, se han repetido a través de las redes sociales desde entonces e incluso se haya aprobado en 2015 una moción de Vecinos por Algete en el pleno del Ayuntamiento para su estudio y celebración, obteniéndose en todos los casos la respuesta negativa por parte del equipo de gobierno. Este rechazo se ha justificado con distintas argumentaciones: falta de tiempo, difíciles exigencias burocráticas para la obtención de permisos, falta de recursos económicos y materiales, desinterés de empresas organizadoras ante las dudas por el número de asistentes…

Algete se encuentra en situación de desamparo en lo que a ocio nocturno se refiere. Esta situación afecta en mayor medida a nuestros jóvenes, que carecen de una gran oferta de ocio nocturno en la localidad a lo largo de todo el año, hecho que se agrava en una fecha tan señalada como la Nochevieja. Esa noche es habitual la celebración del nuevo año con compañeros y amigos, con un número muy limitado de locales abiertos en el municipio, hecho que obliga a muchos a pasarla en los locales de sus peñas o en domicilios particulares, con los problemas de ruidos que generan para los vecinos. Una oferta de ocio en nuestro propio pueblo en Nochevieja es apostar además por la seguridad de nuestros jóvenes, pues no tienen que desplazarse en vehículos privados a otras localidades cercanas como Alalpardo, o Cobeña o incluso a Madrid para celebrar el año nuevo. 

 

A pesar del no excesivo interés que ha mostrado el Equipo de Gobierno por la instalación de la carpa municipal en Nochevieja, este año en el contrato administrativo del servicio de producción de las fiestas locales se decidió incluir en el Lote 3 una carpa de 20 x 40 metros, de estructura de aluminio, con cubierta y laterales en lona blanca, ante una hipotética instalación de la misma en Navidad en la Plaza de la Constitución, así como unos WC químicos.
El propio Ayuntamiento se ha encargado de organizar un baile con disc-jockey en la citada instalación desde la media noche hasta las 5 de la madrugada del día 1 de enero. Por seguridad,no se permitía el acceso al recinto ni su permanencia en él con envases de vidrio o metálicos (vasos, botellas, latas…) y se invitaba a los vecinos a disfrutar del evento sin perder el respeto a los demás, procurando no molestar ni ensuciar en los espacios destinados a la diversión (aunque los empleados de Geseral  de guardia el 1 de enero limpiaron la zona rápidamente una vez finalizado el evento). También se aconsejaba no consumir alcohol, por los evidentes riesgos que suponen para la salud, y se había avisado, a través de distintas vías, que en la carpa no se instalaría barra alguna para evitar la venta de alcohol a menores, dado que el acceso al recinto era totalmente libre y no había control de acceso alguno (aunque la presencia de la Policía Local, Guardia Civil y Protección Civil en la zona estaba garantizada, y su actuación ha sido impecable).

A pesar del escepticismo y poco interés que se tenía por parte del Equipo de Gobierno en el éxito de este evento por las dudas acerca de la asistencia del mismo y por su seguridad, han sido muchos los jóvenes de Algete que han decidido celebrar la primera noche del año en la deseada carpa, a pesar de las bajas temperaturas, y sin que se haya producido incidente alguno. Es evidente que se pueden mejorar muchos aspectos de cara a próximas celebraciones (una convocatoria del Consejo Sectorial de Festejos no vendría mal para hacer balance, tanto de este evento, como de las pasadas Fiestas Patronales). Pero de lo que no cabe duda es que después de muchos años pidiendo un sitio resguardado para la Nochevieja, una vez más el empeño y la tenacidad de los jóvenes de Algete por mejorar la oferta de ocio de nuestro municipio en Nochevieja, y no tener que desplazarse a otros pueblos vecinos más pequeños para celebrar la entrada del año nuevo, ha tenido un resultado positivo. Nuestra más sincera enhorabuena a toda la juventud algeteña.